El valor de un buen espacio de trabajo en casa

espacio de trabajo en casa

Las fronteras que separaban el diseño de espacios para el hogar y la oficina han comenzado a difuminarse desde hace tiempo, para empezar a centrarse en la búsqueda del máximo confort de las personas y su bienestar.

En esa búsqueda de la humanización de los espacios de trabajo, cada vez más las oficinas han ido incluyendo elementos propios del mundo del hogar, como puede ser el uso de cortinas, cojines, cuadros o lámparas.

espacio de trabajo en casa

Sin embargo en la actualidad, con el teletrabajo, está pasando un poco lo contrario: el mundo de la oficina llega al hogar y la cuestión es aprovechar ese entorno cálido que nos ofrece nuestra casa, no perderlo, añadiéndole la operatividad necesaria para trabajar en equipo virtualmente y poder llevar a cabo el trabajo diario.

Por tanto, cuando trabajamos desde casa, al igual que en la oficina, la calidad del espacio de trabajo cobra un gran valor. Debemos reservarnos un espacio que, como nuestro hogar, sea amable y confortable, pero al mismo tiempo debemos transportar a él elementos de la oficina.

espacio de trabajo en casa

Entonces, ¿cómo podemos lograr un buen ambiente de trabajo también en casa? ¿cómo conciliar vida familiar y profesional en un ambiente laboral que no es el nuestro?

El espacio de trabajo en casa

Trabajar desde casa no es simplemente trabajar desde una nueva ubicación, ya que es posible que nuestro hogar no esté acomodado para realizar esta función. Es por ello que debemos buscar un espacio de trabajo en casa que reúna ciertas características de la oficina, beneficiándonos de las comodidades del hogar.

Algunos elementos de la oficina que marcarán una gran diferencia para lograr confort y bienestar a la hora de diseñar tu propio espacio de trabajo en casa, son un buen aislamiento acústico, que podemos conseguir buscando un lugar tranquilo en el que no haya distracciones. Además, de ser posible, ubicarse en una zona bien iluminada priorizando la luz natural, ayudará a realizar un trabajo más productivo.

Asimismo, una mesa y una buena silla que nos ayuden a mantener una postura correcta durante las horas de nuestra jornada laboral, serán clave para promover una buena higiene postural, imprescindible para evitar dolores de espalda y preservar nuestra salud, sobre todo cuando pasamos muchas horas dentro de casa.

También debemos prestar atención a la calidad del aire en el interior de nuestro hogar, por lo que es muy importante conseguir una correcta ventilación, así como fomentar nuestro confort térmico manteniendo una temperatura adecuada. Además, colocar alguna planta en nuestra nueva mesa de trabajo para hacer un guiño a la naturaleza, siguiendo las líneas del diseño biofílico, puede inducir a que nos sintamos más cómodos y felices. Y por supuesto, no nos olvidemos de aprovechar para tomarnos un café en nuestra taza favorita.

De esta forma, se puede construir un espacio en el que ser productivos durante el tiempo que estemos trabajando desde casa. Ya sabemos que para un trabajo 100% remoto, además de contar con el material necesario, se debe valorar la calidad del espacio al igual que el de la oficina.

Desde plug&go trabajamos siempre para poner a las personas en el centro, aportando soluciones espaciales y garantizando el bienestar de todos. Puedes ver algunas de las “Historias que nos inspiran”: http://www.plugandgo.es/clientes/.