arquitectura corporativa

plug&go presenta su nuevo dossier de proyectos de arquitectura corporativa

plug&go acaba de publicar su tercer recopilatorio de proyectos de arquitectura corporativa. Bajo el título “Nuevos escenarios abiertos al futuro”, este nuevo libro expone los espacios corporativos de 11 empresas, realizados por plug&go, entre ellos sus propias nuevas oficinas.

arquitectura corporativa

Este documento nos habla del fin de un paradigma, y de un nuevo modelo laboral híbrido en el que es la persona la que elige desde dónde quiere desarrollar sus funciones.

nueva arquitectura corporativa“Seguimos viendo, como diseñadores de espacios, a muchas compañías adoptar el teletrabajo de forma idéntica entre empleados, “obligándoles” a pasar 1 o 2 días a la semana en casa, motivados más por un ahorro de OPEX, al ocupar menos metros cuadrados”, señala Covadonga G. Quintana, CEO y socia fundadora de plug&go.

“Pero, ¿qué sentido tiene esto? Hay perfiles que no necesitan la localización para el desempeño de su trabajo. Perfiles que pueden construir el orgullo de pertenencia en eventos programados y en un modelo online que premie la vinculación a objetivos y cuente con grupos de apoyo. Otros, sin embargo, sí necesitan un lugar común donde poder reunirse con partners, clientes y equipos porque necesitan del grupo para crear, negociar o innovar”.

arquitectura corporativa

“Nuevos escenarios abiertos al futuro” habla también de comunidad y de empresas con propósito.

El confinamiento mundial al que hemos estado sometidos en muchos países, ha puesto de manifiesto que el ser humano es social, que necesita a la comunidad para sobrevivir y que la afiliación debería estar en la base de la pirámide de Maslow, porque es una necesidad tan importante como comer.

Y esta necesidad de comunidad es, para los trabajadores, lo peor de no trabajar en la oficina junto con la ausencia de un propósito común. ¿Por qué? Tal y como nos explica Covadonga G. Quintana, “El propósito no sólo ancla al equipo, motiva y te hace sentir orgullo. El propósito es experiencial. Y esa experiencia de cliente, indudablemente, requiere de un lugar. Y es ahí donde el espacio cobra más sentido, pero no cualquier espacio, sino el nuestro, el de los que estamos vinculados al mismo propósito”.

Es por este motivo que los espacios corporativos serán cada vez más experienciales, más comunes y más híbridos, aunque su forma de usarlos dependerá de cada clúster, de cada perfil. “Y será un grave error que apliquemos fórmulas porcentuales presenciales no exentas de ahorro. Un grave error que nos impedirá pasar a un modelo laboral nuevo que rompa el paradigma anterior y abra un camino a un mundo más humano, sostenible e inclusivo”.

La arquitectura corporativa de los nuevos espacios de trabajo

Nuestra experiencia como facilitadores del cambio nos ha permitido desarrollar una metodología propia basada en el Moonshot thinking que integra al espacio de trabajo como un dinamizador y facilitador del proceso.

Nuevos escenarios abiertos al futuro” expone las oficinas de 11 empresas que han transformado sus espacios corporativos en lugares más experienciales, más comunes y más híbridos, de la mano de plug&go, y también explica esta metodología diferencial. Para conocer más sobre estos proyectos puedes descargarte nuestro dossier en el siguiente enlace.

¡Consigue tu ejemplar de “Nuevos escenarios abiertos al futuro”!

oficinas rethink & coworking

plug&go participa en la VIII edición de Oficinas Rethink & Coworking Madrid de Grupo Vía

plug&go ha participado un año más en una nueva edición de Oficinas Rethink & Coworking Madrid, organizado por Grupo Vía, junto a otros profesionales del sector.

En él hemos podido debatir sobre el impacto de la COVID-19 en el diseño de los espacios de trabajo, así como conocer los proyectos recientes y en marcha en los que están trabajando las firmas participantes.

oficinas rethink & coworking

Covadonga G. Quintana, socia directora de plug&go, ha analizado durante su presentación la apuesta actual por el trabajo híbrido en un contexto en el que la localización no es tan relevante si no está vinculada a un propósito y a un modelo más sostenible e inclusivo. Tal y como ha afirmado durante su participación, “en plug&go entendemos que, en esta era digital, nuestro propósito como sociedad debería ser realmente buscar un modelo mucho más sostenible e inclusivo. Por eso nos gusta más hablar de modelos laborales y no tanto de localización”.

oficinas rethink & coworking

A lo largo de este último año, todos nos hemos dado cuenta de la importancia de la comunidad, la conciliación y el valor del tiempo, la pertenencia y necesidad de conexión y la productividad.

“Esta idea sobre la importancia de la comunidad va a hacer necesario siempre que las empresas tengan un espacio donde poder comunicar, conciliar y conectar a su equipo”, Covadonga G. Quintana.

Estos aprendizajes nos llevan a que este modelo híbrido pone el acento en cuatro ejes: seguridad y salud, comunidad, propósito e innovación y que, además, sea capaz de crear experiencias memorables, lo que nos propone tres retos principales: definir una estrategia inmobiliaria, construir siempre desde propósito y rescatar al cliente interno.

oficinas rethink & coworking

Y relacionado con el concepto de crear “experiencias memorables”, afirma Covadonga, durante la pandemia hemos trabajado en dos proyectos que avanzan hacia este modelo híbrido”. Las nuevas oficinas de Globant en Torre Europa y Aquila Capital en Torre Espacio.

oficinas rethink & coworking

Antes de finalizar este Oficinas Rethink & Coworking Madrid, tuvo lugar el debate final en el que participó Óscar Herrando, socio de plug&go, junto a otros profesionales del sector. En él conversaron sobre los cambios en los ratios de ocupación, la apuesta por los espacios exteriores para el trabajo y reuniones, la necesaria actualización de la normativa y burocracia para ofrecer flexibilidad en los proyectos,  las nuevas demandas de los clientes y  el papel del Facility Management, entre otros temas.

oficinas rethink & coworking

“La situación actual y la distancia personal influyen a la hora de diseñar espacios, pero siempre estamos buscando que las personas estén cómodas y a gusto en su espacio de trabajo”, Óscar Herrando.

plug&go ha participado en esta VIII edición de Oficinas Rethink & Coworking Madrid junto a otros profesionales del sector como son Raquel Guijarro, Head of Workpace & Change Management de CBRE, Jaime Méndez, socio de The Move, Jorge Alonso, Business Development Madrid de Chapman Taylor, Idoia Otegui, fundadora de Idoia Otegui Arquitectura, Paloma Guinea, Business Development Manager de Artelia, Óscar García Toledo, CEO y fundador de First Workplaces y Fernando Ramírez, director de Merlin Properties.

oficinas rethink & coworking

nuevo modelo de ocupación

Las claves del nuevo modelo de ocupación en las oficinas

Desde hace ya algunos años venimos asistiendo a un nuevo modelo de ocupación en las oficinas, con mayor protagonismo de conceptos como flexibilidad, sentimiento de pertenencia, bienestar de las personas y la sostenibilidad.

Los usuarios se plantean los espacios de trabajo como un lugar de encuentro entre compañeros. Son lugares en los que se produce un intercambio social y se despliegan las relaciones interpersonales.

nuevo modelo de ocupación

No solo se interactúa, también se intercambian los usos y los espacios, perdiendo esa vinculación con la propiedad individual en el puesto de trabajo. Culturalmente, esto se contextualiza en el marco del cambio de un modelo de liderazgo basado en el control a un modelo de confianza en las organizaciones, que deja atrás los modelos jerárquicos.

Otro cambio significativo hace referencia a la localización de los centros de trabajo. Muchas compañías antes de la pandemia ya empezaban a valorar el tener su sede social en el centro de la ciudad, abandonando las zonas periféricas. Es decir, según nos explica Covadonga G. Quintana, socia directora de plug&go, “una compañía evalúa su localización por su estrategia y core business, antes que por una tendencia o un movimiento que vaya asociada a esta pandemia, por ejemplo”.

nuevo modelo de ocupación

El mundo en el que vivimos es cada vez más experiencial y lo que se busca es generar experiencia de cliente, tanto interno como externo. “Está claro que el talento de tu gente es lo que realmente te diferencia, y eso tiene que tener una marca personal y una marca de compañía”, afirma Covadonga. El respirar el ADN de una compañía es lo que te diferencia de tus competidores.

“Una de las cosas que se trabaja cada vez más en las organizaciones es la cultura y el propósito”.

Es decir, ya no se trata de buscar una sede que sea casi un escaparate -como sucedía hace años-, sino que cada vez más las compañías buscan en sus oficinas un espacio en que interactuar, innovar, crear marca y sentimiento de pertenencia. Un espacio que, por encima de todo, cuide a sus empleados.

nuevo modelo de ocupación

En ese sentido, el bienestar -como concepto que engloba la sostenibilidad- es fundamental: los clientes tienen cada vez más en cuenta el bienestar de usuario en un sentido muy basado en personas. “Todas las compañías están incorporando criterios de sostenibilidad, desde los materiales con los que trabajamos en la implantación hasta lo que colocas en el vending para empleados o qué tipos de alimentación das”, explica Covadonga. Se trata mirar no sólo el contenedor, sino también el contenido, como un ecosistema donde todo interactúa, y de ahí la Certificación Well.

La oficina como anclaje de marca en el nuevo modelo de ocupación

“Venimos de un modelo más industrial donde se pagaba a la gente por horas y por presencia, para pasar a un modelo digital que todavía no está aterrizado a nivel regulatorio, donde se trabaja por objetivos y donde la presencia no es importante, con lo cual tiene sentido que el modelo se regule de otra forma”, afirma Covadonga.

nuevo modelo de ocupación

La regulación debe llegar basada en ese cambio de paradigma, de fábrica, de digitalización, de presencia, poder estar en entornos visibles o no visibles para otros, es decir, de confianza y no control. Así, la arquitectura corporativa incide y marca la experiencia de las personas en su interacción social, ofreciendo múltiples posibilidades para su comunicación y bienestar.

En plug&go estamos convencidos de que la oficina tendrá más sentido que nunca como anclaje de marca y como facilitador de experiencias sociales. E iremos a la oficina porque queramos ir, no porque tengamos que hacerlo.

workplace summit 2020

plug&go participa en el Workplace Summit 2020

Los días 19 y 20 de noviembre se celebró una nueva edición de una cita ya tradicional en el mundo del diseño de oficinas, el Workplace Summit 2020, y allí estuvo plug&go. Uno de nuestros socios, Óscar Herrando, participó en la mesa redonda “Del exterior al interior: edificios confortables, edificios sostenibles”.

workplace summit 2020

En esa mesa se habló sobre la transformación de los espacios de trabajo en un escenario nuevo originado por la crisis sanitaria. Por primera vez, la salud y el bienestar se posicionan como elementos fundamentales a la hora de organizar nuestra vida personal y laboral y, por tanto, todo aquello que nos lleva a organizarnos como una sociedad. Y en ello recalca el tema de nuestras construcciones: en donde trabajamos, en donde dormimos, en donde vivimos, cómo nos transportamos hacia todos los lugares en los que vivimos y convivimos…

En esta edición del Workplace Summit 2020 también fue tema protagonista la llegada del Home Office. Las oficinas se han trasladado hacia nuestros hogares y esto implica un cambio radical en el mercado y en las necesidades de los usuarios y por tanto, de las propias empresas. ¿Qué sabemos de esto y cómo se presenta el futuro?

Óscar Herrando explicó que en plug&go ya venían observando que el teletrabajo se estaba implantando en las empresas antes de la crisis sanitaria. “Con la situación de la pandemia, esto se ha acelerado muchísimo”. Recordó que según las encuestas de población activa, en 2019 solo el 4,8% de las personas teletrabajaban y ahora se ha multiplicado por siete u ocho.

“La gran mayoría de las empresas están facilitando a los trabajadores la compra de productos que mejoren su ergonomía, ayudándoles económicamente, con subvenciones o con compras directas. Porque es cierto que al principio la gente tenía que trabajar en su casa en cualquier sitio y no siempre en condiciones saludables”.

El Home Office ha llegado para quedarse, según Óscar Herrando, aunque con el tiempo “las empresas volverán a traer a sus trabajadores de nuevo a la oficina, aunque no sea todos los días. Las personas irán a sus centros de trabajo para tener reuniones y contacto, porque es muy importante mantener la sensación de pertenencia a la compañía”.

El tercer espacio en la oficina

En su intervención en el Workplace Summit 2020, Óscar Herrando habló también del tercer espacio, “que ya existe en las oficinas”. “Son esos espacios, salas de formación, de encuentro informal… que se adaptan a los empleados para que puedan trabajar de diferentes formas, desde mantener una reunión o hacer una llamada privada en un phone booth”.

workplace summit 2020

Oficinas de Globalvia | Proyecto de plug&go

Este tercer espacio también se está sacando fuera de los centros de trabajo, permitiendo la máxima flexibilidad en cuanto al espacio: “Se están adaptando, por ejemplo, hoteles para el teletrabajo”. Este tercer espacio se suma al Home Office: “Las tecnologías hoy en día lo permiten, conectarte dónde, cómo y cuando quieras”, añadió Óscar Herrando.

“Creemos que las empresas y sus empleados van a optar por un modelo mixto que combine el Home Office, con el trabajo presencial en la oficina, para colaborar con otros, y con ese tercer espacio. En definitiva, flexibilidad”.

Todo esto -concluyó- se va a traducir también en una ciudad más sostenible, “vamos a ahorrar gastos y generar menos CO2 al realizar menos trayectos, lo que influirá en el tema medioambiental”.

En la mesa redonda también participaron: Alberto Pérez, de Basque Living, Jonatan Molina, de Ofita, Josep Esteba (Grupo Sifu) y Elisenda Ruiz de Cillalobos, de Miteco. Jordana Galicia, de ISG, moderó esta mesa.

nuevas formas de trabajo
,

Cómo facilitar las nuevas formas de trabajo desde el diseño de oficinas

Muchas empresas han llevado a cabo en muy poco tiempo procesos de transformación, principalmente relacionados con la digitalización, estructura, cultura y las relaciones laborales que, en otro momento, podría haber durado años. El trabajo del futuro ya es hoy, y vemos que el contexto actual nos motiva a identificar cuáles y cómo serán las nuevas formas de trabajo, que afectan no sólo al trabajo sino a la manera de vivir de las personas -y entre las que es necesario encontrar un equilibrio-.

nuevas formas de trabajo

Oficinas de plug&go

Las nuevas formas de trabajo irrumpen en las empresas influenciadas por diferentes factores como la transformación digital, la extensión del teletrabajo, el desarrollo de las metodologías de trabajo Agile, la incorporación al mercado laboral de nuevas generaciones, la necesidad de mantener vivos los valores y el propósito de la empresa en una plantilla que no está en la oficina o el desarrollo de culturas corporativas y estilos de liderazgo que empoderan a los empleados.

Estos cambios aterrizan en estructuras organizativas flexibles y horizontales, una nueva fuerza laboral más autónoma y nómada que trabaja en red y nuevas dinámicas de trabajo colaborativas, flexibles e incluso más informales.

El espacio de trabajo no es ajeno a todos estos cambios; es el escenario donde todo esto ocurre, un facilitador de todos estos procesos de transformación.

No existen los límites en las nuevas formas de trabajo

Gracias a la tecnología y a esas nuevas culturas corporativas menos “paternalistas”, hoy podemos trabajar desde cualquier lugar y en cualquier momento, colaborar en remoto con equipos que están a miles de kilómetros y participar en un congreso sin movernos de nuestra silla. No necesitamos un despacho para trabajar y menos aún cuando los trabajadores del conocimiento son cada día más nómadas; trabajan por proyectos. Ni siquiera necesitamos un puesto de trabajo asignado; elegimos el espacio donde trabajar según la actividad que vamos a realizar.

nuevas formas de trabajo

CABOT Financial | Proyecto de plug&go

Además, con cada generación de jóvenes vemos cómo se desligan más los límites entre vida privada y laboral: el presencialismo y las largas jornadas de trabajo se difuminan en pro de la libertad personal y de la autonomía sobre el patrón laboral.

Todo esto genera una brecha en los conceptos tradicionales del trabajo y que nos lleva hacia las nuevas formas de trabajo: La ubicación física deja de importar, deja de ser un factor limitante y se habla ya de la “gig economy”, como cuenta este artículo del diario ABC, que “es aquella donde las empresas podrán tener un porcentaje significativo de profesionales cualificados, con los que se vincula por razón de proyecto, no por contrato laboral”. Se estima que en Reino Unido el 75% de las plantillas estarán formadas por este tipo de profesionales.

Dirigir desde la confianza

En todo este proceso cobra gran importancia para cualquier directivo su capacidad de integrar equipos diversos y en remoto, así como motivarlos para un siguiente nuevo proyecto. Ahí está su valor añadido. Además, el trabajo a distancia va a acelerar que, para cada tarea, se identifiquen roles y se clarifique quién hace qué: quién o quiénes realizan la tarea, quién toma la decisión y responde por ella…

nuevas formas de trabajo

GOAL SYSTEMS | Proyecto de plug&go

Sin embargo, el trabajo a distancia también entraña riesgos para la cultura corporativa. Perder el día a día de los trabajadores hace que desaparezcan el propósito y los valores de la compañía. Para evitarlo, es importante fortalecer los grupos de trabajo y potenciar la redarquía frente a la jerarquía tradicional. Además de contar con un espacio laboral que nos ayude a anclar ese sentimiento de marca y comunidad.

Una oficina multiusos para el trabajador nómada

Aunque el trabajo en remoto se está consolidando a gran velocidad, es un hecho que la oficina como espacio en el que compartir ideas no va a desaparecer. La experiencia persona a persona es deseable y para llevarla a cabo son necesarios espacios que fomenten lo experiencial por encima de las tareas repetitivas que pueden tener lugar fuera de la oficina.

Tal como explica Covadonga G. Quintana, socia directora de plug&go, “Si nos planteamos para qué vamos realmente a la oficina -que no podamos hacer en cualquier otro sitio-, vemos que vamos a la oficina para tres cosas: propósito, crear comunidad y conexión. Porque es difícil conectar propósito y ADN de la compañía a través de una plataforma digital, es muy difícil conectar y crear ese vínculo emocional con el equipo en una plataforma digital y es muy difícil la conexión con otros partners o el networking”. Es por esto que es necesario repensar el uso que damos al espacio de las oficinas, incluyendo menos puestos y más espacios para grupos de trabajo.

Las nuevas tecnologías son grandes aliadas cuando existen reuniones o conferencias que pueden realizarse de manera online, pero no pueden sustituir la experiencia de intercambiar ideas de manera presencial.

Esto hace que la oficina a la que habitualmente asistíamos, en la que contábamos con un puesto asignado y zonas de reunión, pase a ser un área de trabajo multiusos, para distintos momentos y propósitos, en la que el espacio estará definido por la actividad que deban realizar las personas, y serán estas quienes se desplacen por el edificio en función de la tarea que deban realizar.

cambio en el modelo de ocupación

“Estamos asistiendo a un cambio en el modelo de ocupación”, Covadonga G. Quintana

“Desde hace ya algunos años, venimos asistiendo a un cambio en el modelo de ocupación de las oficinas. Sobre todo porque hemos pasado de un modelo de control a, cada vez más, un modelo de confianza en las organizaciones y, de jerarquías a modelos más materiales”.

cambio en el modelo de ocupación

AQUILA CAPITAL + AQ ACENTOR | Proyecto de plug&go

Así lo explicaba Covadonga G. Quintana, socia directora de plug&go Arquitectura Corporativa, en el último encuentro Insight Hour organizado por Knight Frank y plug&go, en el que además contamos con la visión de las mayores patrimonialistas de oficinas: Merlin PropertiesColonial.

Desde este espacio inspiracional y de reflexión, nacido para compartir aprendizajes y valoraciones sobre los espacios que usamos y habitamos, Covadonga se centró en cinco puntos clave del cambio en el modelo de ocupación, de los que hablamos a continuación.

5 puntos clave del cambio en el modelo de ocupación

La descentralización de la periferia

“Antes de la COVID-19, en plug&go ya veníamos asistiendo a una descentralización de la periferia hacia volver a la ciudad, algo que había sido al contrario durante la época de la crisis financiera”, afirma Covadonga.

cambio en el modelo de ocupación

AQUILA CAPITAL + AQ ACENTOR | Proyecto de plug&go

Muchas compañías ya empezaban a valorar el tener esa sede social en la parte central de Madrid o Barcelona, abandonando más las zonas periféricas. “Ahora mismo, a pesar de lo que se dice de que se van a buscar oficinas con espacios verdes, no estamos viendo planteamientos de cambios hacia las afueras de la ciudad”.

Al final, explica Covadonga, una compañía evalúa su localización por muchos otros factores. “Grandes corporaciones incluso hacen estudios de proximidad de empleados, si se mueven en base a esos criterios y si no, buscan la accesibilidad. Otras sedes siguen buscando emplazamientos que tengan más que ver con su core business y con su visibilidad de marca, buscando zonas más privilegiadas dentro la ciudad. También hay otras compañías más industriales que van a seguir moviéndose hacia las afueras porque sus fábricas están más cerca”. Es decir, depende mucho más de la estrategia y del core business de la compañía que de una tendencia o de un movimiento que vaya asociado a esta pandemia.

Dónde poner el énfasis en las nuevas instalaciones

Como ya hemos mencionado anteriormente, desde hace tiempo venimos asistiendo a un cambio en el modelo de ocupación que se ve reflejado en el paso del control a la confianza en las organizaciones, dejando atrás los modelos jerárquicos.

cambio en el modelo de ocupación

CABOT Financial | Proyecto de plug&go

“Durante muchos años hemos diseñado oficinas que eran grandes praderas, donde realmente lo que primaba era la propiedad del puesto de trabajo y cambiar esto sí que supone una ruptura. El poder ser flexible -no tanto el tele trabajar-, implica una ruptura del paradigma de “propietario del puesto de trabajo””.

Podemos ver cómo cada vez más los usuarios empiezan a plantearse la oficina como un espacio donde se van a poder intercambiar una serie de usos, que no es la propiedad individual en el puesto de trabajo. “Al final, tú vas a la oficina para crear propósito, respirar cultura, crear objetivos comunes, crear comunidad y conectarte de alguna manera”.

Muchas compañías ya empiezan a perder esa vinculación a la propiedad, algo que se venía viendo con los despachos. “Estos últimos 10 años hemos visto la pérdida de la necesidad de la propiedad del despacho, pero no tanto del puesto individual, cuando cerca del 80 % del tiempo lo pasamos en salas de reuniones, en phonebooth, en zonas de esparcimiento para tomar un café, mantener reuniones informales o en la calle. Y hay muchos perfiles que ya trabajaban así”.

cambio en el modelo de ocupación

AQUILA CAPITAL + AQ ACENTOR | Proyecto de plug&go

Es aquí donde vemos esta aceleración del cambio en el modelo de ocupación, no que realmente ha habido una ruptura con lo anterior sino que vamos avanzando sobre ese cambio de paradigma muy asociado a cultura y modelo organizativo que ya veníamos respirando.

¿Estamos en un proceso para volver de nuevo el paradigma anterior?

“Una de las cosas que se trabaja cada vez más en las organizaciones es la cultura y el propósito, y no creo que haya una vuelta atrás en ese sentido”. Covadonga G. Quintana afirma que cada vez vivimos en un mundo mucho más experiencial y que lo que se busca es generar esa experiencia de cliente, tanto interno como externo.

El respirar el ADN de una compañía es lo que te diferencia de tus competidores: “está claro que el talento de tu gente es lo que realmente te diferencia, y eso tiene que tener una marca personal y una marca de compañía. El respirar un ADN, el que la gente se vista de una forma parecida, hable parecido, que sientas orgullo de pertenencia, se trabaja en la identidad corporativa”.

Ya no es tanto hablar de un concepto mucho más estático y de marca donde buscas una sede que sea casi como un escaparate, como sucedía hace años, sino que ahora cada vez más las compañías buscan interactuar.

cambio en el modelo de ocupación

Showroom de Kónica Minolta | Proyecto de plug&go

Desde plug&go hemos buscado que el cliente interno y externo interactúen, por ejemplo, con nuestro proyecto para Kónica Minolta, donde el showroom es un espacio casi Starbucks en el que la gente se está tomando un café mientras está viendo al resto de los empleados. “Lo que se busca es la transparencia y que esa identidad corporativa fluya en todos los sentidos”, fomentando ese cambio en el modelo de ocupación.

Certificación WELL y criterios de sostenibilidad

La sostenibilidad es fundamental porque los clientes tienen cada vez más en cuenta el bienestar de usuario, entendido no solamente en el sentido de la sostenibilidad de parámetros como pueden ser la electricidad, el clima o la iluminación, sino también en un sentido muy basado en personas, y de ahí la Certificación Well.

cambio en el modelo de ocupación

Showroom de Kónica Minolta | Proyecto de plug&go

Well es un buen certificado si le queremos poner una autoría a este proceso de sostenibilidad, en el sentido de mirar no solo el contenedor sino también el contenido, pero como un ecosistema donde todo interactúa.

Además, si el edificio ya cuenta con unos criterios sostenibles a la hora de ser edificado, unas garantías y una eficiencia, te va a asegurar la posibilidad de poder, a través de tu implantación, seguir trabajando en esa sostenibilidad.

Todas las compañías están incorporando criterios de sostenibilidad, desde los materiales con los que trabajamos en la implantación hasta lo que colocas en el vending para empleados o qué tipos de alimentación das. Es decir, el bienestar como concepto que engloba la sostenibilidad, es absolutamente un “must” para casi todos los proyectos de implantación de usuarios.

Cómo regular esta situación

“Habrá que pasar definitivamente a esta revolución digital que ya no es industrial”. Se trata de un cambio en el modelo de ocupación y de cómo regular muchos otros factores, no solamente dónde estás físicamente ubicado o el coste, sino cómo realmente vas a valorar ese trabajo cuando ya no es presencial.

“Venimos de un modelo más industrial donde se paga a la gente por horas y por presencia, para pasar a un modelo digital que todavía no está aterrizado a nivel regulatorio, donde se trabaja por objetivos y donde la presencia no es importante, con lo cual tiene sentido que el modelo se regule de otra forma”.

Es decir, la regulación debe llegar basada en ese cambio de paradigma, de fábrica, de digitalización, de presencia, poder estar en entornos visibles o no visibles para otros, es decir, de confianza y no control.

Nuevo encuentro "Insight Hour"

Nuevo encuentro “Insight Hour” con Knight Frank, plug&go, Colonial y Merlin Properties

Según los participantes en el nuevo encuentro “Insight Hour” organizado por Knight Frank y plug&go, el impacto de la crisis del COVID en el mercado de oficinas será inferior al provocado por la crisis financiera de 2008.

Insight Hour”, el espacio inspiracional y de reflexión online creado por la consultora inmobiliaria Knight Frank y la empresa de Arquitectura Corporativa plug&go, continúa promoviendo la reflexión sobre el futuro inmediato del mercado inmobiliario de oficinas. Así, los asistentes al webinar pudieron escuchar las opiniones de representantes de dos de las más importantes compañías patrimonialistas de Europa, Merlin Properties y Colonial, quienes analizaron cómo los usuarios de oficinas están enfrentándose a la transformación de los espacios de trabajo, acelerando un proceso que ya se avanzaba antes de esta crisis sanitaria.

Nuevo encuentro Insight Hour

Los participantes en este encuentro coincidieron en señalar que nos encontramos en un momento incierto, que, sin duda, está impactando en la demanda de oficinas, ya que, como apuntó Jesús Vicente Asenjo, Director de Patrimonio de Merlin Properties, el crecimiento de este sector está muy vinculado a “la evolución del PIB y del empleo”, y esta pandemia ha provocado “la mayor contracción de estos índices de los últimos años”. Aunque, según los expertos, “hay una situación mejor a la ocurrida en la crisis financiera de 2008”, debido a que actualmente “el nivel de oferta está siendo más limitado”, como aseguró Juan Manuel Ortega Moreno, Chief Investment Officer de Colonial, quien se refirió al take up en el mercado de oficinas, que ronda en Madrid los 400-450.000 metros cuadrados mientras que en Barcelona se aproxima a los 250-270.000, lo que supone una caída del 25%. No obstante, ambos profesionales resaltaron que la inversión en “el mercado de oficinas va a seguir siendo un valor refugio”, según el CIO de Colonial. “Es el activo más atractivo para un perfil de inversor mayoritario, y no creo que vaya a variar”, en palabras del directivo de Merlin Properties, quien apuntó, además, a un previsible incremento de la exposición de la inversión también en el mercado logístico frente a una disminución en el retail, tendencia que se mantiene desde antes de la pandemia, y que ésta ha conseguido de reafirmar.

Las grandes patrimonialistas de oficinas consideran necesario centrarse en la experiencia del usuario

La demanda en el mercado de oficinas, por tanto, seguirá manteniéndose; aunque los participantes incidieron en señalar que ahora la situación obliga a incorporar en el paradigma “un elemento de disrupción sobre el uso de la oficina a futuro, al que las compañías se adaptarán mejor o peor”, como indicó Ortega Moreno. Y una de las premisas a tener en cuenta en ese punto de inflexión se referirá al emplazamiento de los nuevos espacios que -para Covadonga González Quintana, CEO de plug&go- dependerá “más de la estrategia, del core business de la compañía, y no tanto de una tendencia o un movimiento asociado a esta pandemia”. Además, según González Quintana, a la hora de analizar la adaptación de los workplaces, habrá que fijarse en “una nueva situación marcada por la flexibilidad”.

La clave de este novedoso paradigma surgido por la crisis sanitaria, social y económica provocada por el COVID radicará en que “la oferta se ajuste a la demanda y no al contrario”, según Ortega Moreno. “Estábamos adaptando a los usuarios de oficinas, a las compañías, en función de los edificios y ahora ocurre al revés. “Es necesario tener en cuenta las necesidades reales de las compañías y adecuar nuestros productos”, prosiguió el directivo de Colonial. Y para ello Vicente Asenjo subrayó la necesidad de que las empresas patrimonialistas diseñen una oferta acorde a las nuevas necesidades del mercado, proporcionando, por ejemplo, “espacios más próximos a la vivienda de los usuarios y que no correspondan necesariamente a la sede social”. Espacios bien equipados, que eviten tener que trabajar en remoto desde casa, con todos los condicionamientos e inconvenientes sobre espacio, conectividad y bienestar que esto suele suponer.

A la hora de analizar las transformaciones que se deben implementar en los espacios corporativos, Covadonga González Quintana partió de la necesidad de que los responsables de las organizaciones afronten también un cambio de mentalidad corporativa, pasando de “un modelo de control a un modelo de confianza”, para, posteriormente, plantearse el workplace como “un espacio donde coinciden diferentes usos, como respirar cultura corporativa, compartir objetivos, crear comunidad, conectar con otros… y no pensar tanto en el puesto de trabajo como propiedad individual”.

 

En busca de soluciones para espacios más amplios y eficientes

Una de las principales soluciones de espacio que afectarán a los workplaces se referirá a la aplicación de criterios de densidad más racionales, lo que supondrá, según los expertos, un mayor ratio de ocupación por empleado de los habituales 8 metros cuadrados útiles con los que hasta ahora se ha estado trabajando. Además, se avanzará hacia la implementación de “una arquitectura lo más eficiente y abierta posible”, según Ortega Moreno, junto a otras medidas que permitirán que los edificios sean más atractivos para la demanda. “Hace tiempo, los grandes propietarios nos dimos que cuenta de que, a la hora de comercializar un producto, no había que poner el foco de nuestro discurso en el activo sino que teníamos que hacerlo en la experiencia diaria de usuario”, como precisó Vicente Asenjo, señalando la necesidad de tener en cuenta aspectos como el tiempo que se emplea en llegar al lugar de trabajo, los accesos al mismo, la oferta de servicios en las proximidades…. “Es necesario que nos fijemos más en el usuario, y no tanto en el decisor, como hicimos en el pasado, para que, al final, nuestra oferta sea atractiva”, destacó el directivo de Merlin Properties.

Igualmente, la socia y directora de plug&go se refirió a la importancia de incorporar criterios de sostenibilidad en el diseño del workplace, entendiendo este concepto en un sentido más amplio que no solo incluya parámetros como la electricidad, el clima o la iluminación, sino que incorpore también criterios basados en el bienestar de los trabajadores. “El bienestar como concepto más universal, que engloba la sostenibilidad, es un must para todos los procesos de implantación de usuario, y no solo hay que pensar en el continente sino también en el contenido. Los criterios a tener en cuenta van desde los materiales hasta el vending”, recalcó Covadonga González Quintana.

Por último, los participantes en este segundo webinar organizado por Knight Frank y plug&go analizaron la influencia que la actual situación va a tener en los coworking, partiendo de la premisa de que en muchas compañías las opciones flexibles, como la que estos espacios colaborativos aportan, “complementan perfectamente la toma de decisiones respecto a las oficinas”, según el Director de Patrimonio de Merlin Properties. Y es que, “gracias a esta alternativa, se pueden conseguir soluciones de todo tipo en ubicaciones diferentes y, además, de una manera bastante ágil”, concluyó el Chief Investment Officer de Colonial.

workplaces de la nueva normalidad

Los workplaces de “la nueva normalidad” serán más colaborativos y se adaptarán para acoger a trabajadores itinerantes y facilitar el teletrabajo

Las empresas tendrán que acometer cambios estratégicos para reforzar el sentimiento de comunidad frente al de propiedad del puesto de trabajo.

“Hay que plantearse una nueva manera de trabajar”. “La forma de organizar las oficinas va a ser diferente”. Son algunas de las conclusiones recogidas en la primera sesión “Insight Hour”, el espacio inspiracional y de reflexión online para empresas, patrimoniales e inversores creado conjuntamente por la consultora inmobiliaria Knight Frank y la empresa de Arquitectura Corporativa plug&go, y donde reconocidos profesionales de diferentes sectores analizarán -durante varias jornadas- la transformación de los espacios corporativos de trabajo que ha provocado la actual crisis sanitaria.

Con el título de “El cambio en el workplace: ¿coyuntural, estructural o estratégico?”, en este primer webcast moderado por Raúl Vicente Babiano, Director de Agencia Oficinas de Knight Frank, tanto Covadonga G. Quintana, partner y CEO de plug&go, como Lourdes López, Directora General España y Portugal de Becton Dickinson y Rogelio Iglesias, Director General de RRHH de Konica Minolta, señalaron la necesidad de que las empresas aprovechen esta crisis como una oportunidad para acometer “un cambio estratégico, no coyuntural”, como señaló Covadonga G. Quintana, que supondrá rediseñar su estructura corporativa y sus espacios de trabajo. Una transformación que, pese a que coincide con la crisis del COVID, no ha sido provocada directamente por esta, en opinión de Rogelio Iglesias, aunque sí que ha actuado como “acelerador de ciertos estilos de trabajo que teníamos bloqueados con falsos diques que nos habíamos puesto”. Una nueva situación que, poniendo en práctica buena parte de lo vivido profesionalmente durante los últimos meses, nos obligará a “mirar el trabajo desde otro punto de vista” (en palabras de Lourdes López) poniendo el foco principal en las personas: “Mucha gente se va a dar cuenta de que no es que las personas sean lo más importante de las empresas, como se decía siempre, sino que las empresas son las personas que la forman”, como indicó Rogelio Iglesias.

workplaces de la nueva normalidad

Oficinas de Kónica Minolta | Proyecto de plug&go

En este aprendizaje que la sociedad ha tenido que acometer en los últimos meses, el teletrabajo se ha situado, sin duda, como una de las herramientas clave que condicionará la estrategia empresarial en la era post-COVID. “El teletrabajo ha venido para quedarse en el 90% de las compañías inteligentes”, afirmó Iglesias. Una circunstancia que provocará un impacto en el sector inmobiliario, que deberá apostar por “un enfoque más colectivo frente al individual que, hoy en día, siguen teniendo las estructuras de las empresas”, según señaló este experto en gestión de recursos humanos, liderazgo y estrategia empresarial.

Se impone, pues, una nueva manera de trabajar, en la que, como apuntó Lourdes López, dependiendo del rol de cada trabajador, habrá que plantearse “qué personas necesitan o no tener un espacio físico y definido. Para algunas funciones, como ejecutar, el teletrabajo puede resultar más eficiente. Pero para todo lo que sea construir, diseñar o planificar, es mucho más complicado”, reconoció la directora en España y Portugal de la multinacional americana de la industria de tecnología médica y productos sanitarios. Una idea en línea con la que precisó Covadonga G. Quintana: “Cada perfil es completamente distinto, y hay que dotarles del espacio de trabajo como la herramienta facilitadora de sus funciones”.

Según una encuesta realizada entre los asistentes al primer webcast “Insight Hour”, ocho de cada diez empresas implantarán una estrategia más flexible en su organización con el fin de poder reaccionar mejor a futuros planes de contingencia *.

“Las oficinas no van a morir nunca”, aseguró la CEO de plug&go. Pero en este paradigma innovador habrá que tener muy en cuenta la incorporación de perfiles itinerantes que tendrán que utilizar el workplace de una manera diferente. Una circunstancia que ya tienen bien presente una de cada tres empresas consultadas por Knight Frank*, que afirman haber aprovechado el estado de alarma para “estudiar qué perfiles en el futuro serán itinerantes y abordar un cambio de oficina más estratégico en su uso futuro y dimensión”.

En opinión de los participantes en el webcast, esta “nueva normalidad” traerá, por tanto, un necesario cambio de mentalidad en la cultura empresarial. “La oficina debe pasar de ser un lugar donde vas a trabajar a un espacio donde yo, como empleado, quiero ir”, recalcó Rogelio Iglesias, quien consideró que, debido a esta situación, el sector inmobiliario se enfrenta a “una revolución brutal”, ya que deberá preocuparse por ofrecer tanto al empleado como al cliente espacios que integren aquellas señas de identidad que la empresa quiere transmitir. “Una especie de showroom, en lugar de un lugar para trabajar”, precisó. Por eso, en su opinión, los workplaces tenderán a ser más pequeños y, a la vez, más colaborativos. Y es que la necesidad de conexión con la comunidad ha sido, junto al teletrabajo, otro de los grandes aprendizajes de este confinamiento, como recogió Covadonga G. Quintana. “Antes había un concepto de trabajo ligado a las fábricas y asentado en la propiedad de mi puesto de trabajo. Ahora, está más basado en el propósito, la comunidad y la conexión. El ADN de la compañía se transmite en la comunidad, no se transmite a través de un PowerPoint”.

workplaces de la nueva normalidad

Aunque no solo la transformación de los espacios corporativos de trabajo deberán fijarse en esos nuevos roles sino que también tendrá muy en cuenta la definición estratégica de la empresa, como apuntó Lourdes López. Es preciso poner las oficinas al servicio de nuestra estrategia y no como estamos haciendo ahora, que nos adaptamos al espacio que tenemos”. Una oportunidad única que obligará a fijar un uso del workplace primando las funciones de los trabajadores y no en la jerarquía, y pasando de “modelos de control a modelos de confianza” en el trabajador, como afirmó Covadonga G. Quintana, coincidiendo con la opinión de Rogelio Iglesias: “Seguimos teniendo una cultura de liderazgo muy ‘presencialista’ y de mucho control. La falta de confianza es uno de nuestros puntos débiles a nivel social”. Para Lourdes López, esa crisis de confianza y el hecho de que estemos en una sociedad todavía demasiado jerárquica son dos ingredientes que se convierten en “una bomba de relojería”, y por esa razón conviene cambiar algunos hábitos empresariales, con el fin de “ayudar a nuestros empleados a crecer. No solo en conocimiento técnico o estratégico sino también en el conocimiento de uno mismo, y sacar así algo positivo de todo esto”, indicó la directiva.

En este cambio de paradigma tomarán mayor protagonismo, además, aspectos como la conciliación, la responsabilidad personal ante posibles contagios, los efectos del uso del transporte para ir al trabajo… que condicionarán tanto la organización de los diferentes equipos como la utilización del espacio. Una labor que ya están llevando a cabo el 80% de las empresas que participaron en la encuesta* de Knight Frank, quienes ya se han decidido a implantar “una estrategia más flexible para poder reaccionar mejor a futuros planes de contingencia”. Y, por supuesto, en esta “nueva normalidad” la seguridad tendrá un efecto decisivo en la transformación del espacio. Medidas como la instalación puntos de salud, el distanciamiento social, la necesidad de contar con aforos más reducidos, la clausura de zonas de descanso y de esparcimiento y, sobre todo, la renovación del aire resultan para Covadonga G. Quintana ya imprescindibles. Y así también lo creen también dos de cada tres compañías consultadas que aseguran ya haber implementado “medidas de limpieza e higiene y reducción de aforo en la oficina, hasta que tengamos más certidumbre”. Aunque “sin caer en la histeria”, como matizó Rogelio Iglesias: “Es muy importante buscar otro equilibrio. Hay que crear un ambiente seguro en materia de PRL (Protección de Riesgos Laborales), pero sin convertir tu puesto de trabajo en una burbuja de cristal porque es algo irreal”.

workplaces de la nueva normalidad

* Resultados de la encuesta realizada entre los asistentes al webcast
“El cambio en el workplace: ¿coyuntural, estructural o estratégico?”
.

Insight Hour

Knight Frank y plug&go presentan “Insight Hour”, un espacio de reflexión e inspiración para empresas, patrimoniales e inversores

La consultora inmobiliaria privada internacional Knight Frank y plug&go arquitectura corporativa, presentan “ Insight Hour ”, un espacio inspiracional y de reflexión en el que de la mano de estos dos expertos inmobiliarios y de la arquitectura workplace, diferentes líderes del mundo corporativo, gestión de talento, consultoría estratégica, medicina y mundo del arte, entre otros ámbitos, compartirán aprendizaje y valoración sobre los espacios que usamos y habitamos.

Insight Hour

Marcas con propósito y conciencia con el planeta alineadas, no en vano en palabras de Raul Vicente Babiano, director de Agencia Oficinas de Knight Frank : “llevamos 30 años en España y casi 125 en el mundo conectando personas y propiedades a la perfección, y vemos en este reto la oportunidad de compartir experiencia y aportar al sector inmobiliario desde el positivismo y la proactividad”.

Y así han desarrollado “Insight Hour” para hablar del cambio que conlleva esta crisis como vector de transformación porque -según comparten las dos firmas- “en esta época de reflexión buscamos el aprendizaje y la transformación desde el inicio”.

¿Cambio coyuntural, estructural o cambio por estrategia? Ese es el reto que en palabras de Covadonga G. Quintana CEO de plug&go arquitectura corporativa tenemos que salvar: “Un error común, que ya vimos en la anterior crisis financiera, a la hora de enfrentarse a este paisaje es cambiar para sobrevivir y adaptarse, por eso vemos importante-para nuestro sector inmobiliario- recopilar aprendizajes e impulsar la transformación que ya veníamos trabajando”

Y así lo defienden ambas marcas. Frente al enfoque estático y superficial del cambio para sobrevivir, Knight Frank y plug&go buscan una visión dinámica y consciente del cambio para transformarse y crear oportunidades en nuestro sector a partir de los desafíos del aprendizaje de la crisis de la Covid-19. Abordar el proceso de transformación desde el eje inmobiliario que ya venía construyendo en sostenibilidad, flexibilidad y bienestar y que no puede frenarse ahora sino sumar aprendizaje e incorporar soluciones motivantes.

Porque transformarse implica trabajar no sólo en el “qué” sino en el “porqué”, e implica movimiento. La propuesta de “Insight Hour” es inspirar a las empresas para la reflexión previa a ese movimiento.

“Insight Hour” se articulará a través de diferentes actividades, una de ellas serán eventos online a través de plataforma webinars. El primero tendrá lugar el próximo 27 de mayo a las 9:30 h.

Primer webinar Insight Hour, “El cambio en el workplace: ¿coyuntural, estructural o estratégico?”

Esta primera sesión “Insight Hour” abordará el proceso de cambio y el aprendizaje que están experimentando los directivos y que afecta sin duda al espacio de trabajo, con una visión a medio plazo alejada del mimetismo temporal que provoca cualquier crisis en el corto plazo. Puedes inscribirte en este enlace.

Con la participación de: Lourdes López, Directora General España y Portugal de BD, Rogelio Iglesias Director General de RRHH de Konica MinoltaCovadonga G. Quintana, partner y CEO de plug&go Arquitectura Corporativa y Raúl Vicente Babiano, Director de Agencia Oficinas de Knight Frank.

 

Intelligent Workplace

Intelligent Workplace: en 5 pasos

Tenemos que volver gradualmente a la oficina conviviendo con la amenaza de contagio y hacerlo en un espacio seguro. Los espacios de trabajo tienen que adaptarse para integrar nuevas medidas de higiene, contención de aforos y distancia social pero hemos aprendido algo. La tecnología es un aliado.

Tras esta fase de confinamiento, toca ahora integrar la tecnología y la arquitectura workplace conjuntamente en la creación de un nuevo modelo de ocupación que permita regresar pero- sobretodo- transformar la compañía para ser más eficiente y flexible. En definitiva, sabemos que tenemos que cambiar pero no por obligación sino por estrategia de transformación.

El equipo multidisciplinar de Intelligent Workplace de IECISA y plug&go Arquitectura Corporativa han decidido aunar talento y experiencia para acompañar a las empresas en el proceso de transformación y adaptación del espacio para el regreso de sus empleados a las oficinas pensando en modelos a medio y no soluciones temporales a corto.

Y como todo modelo estratégico requiere de facilitadores que no sólo ayuden en su diseño e implantación sino en el proceso de motivación, liderazgo, comunicación y formación del equipo.

Intelligent Workplace

Su plan de acompañamiento y transformación se desarrolla en 5 pasos:

  1. Definición de un nuevo Modelo de Ocupación, que pasa por determinar nueva matrix de clúster de perfiles: ¿Quiénes regresan y dónde se sientan?, ¿Quiénes serán itinerantes siempre por su actividad?, ¿Cómo ocupamos los espacios comunes?, ¿cómo interactuamos con los itinerantes?., ¿Quién es realmente confidencial o residente?… En este paso se concreta también la creación de nuevos puntos de salud y reciclaje EPI, circulaciones, señalética, procedimientos y normativas de uso de espacios, accesos, planes de mantenimiento de equipo, el “soporte en casa”… Pero sobretodo creando un nuevo eje de perfiles se construye un modelo de ocupación del espacio basado en personas y funciones que permanece y suma en mejora de la actividad y productividad.
  2. Desinfección, limpieza y aire limpio: Medidas de mantenimiento e higiene como: tratamiento por nebulización vs. ozono; fundas/telas anti bacterianas; puntos de salud EPI; geles y reciclaje; control de temperatura; limpieza certificada y renovación del aire limpio.
  3. Espacios líquidos: Separación entre posiciones fijas; crear espacios de concentración aislada, corners de mantenimiento; smart lockers para el intercambio de material sin contacto.
  4. Tecnología: APP para la gestión de espacios flexibles  y reserva de salas y puestos de trabajo (hotdesking, hotelling); movilidad; conversión de salas en espacios virtuales y de trabajo; soluciones de colaboración; aplicación de punto único de contacto (gestión, peticiones, información); gestión remota de equipos; digitalización de procesos…
  5. Liderazgo, comunicación y formación: un plan de regreso a las oficinas debe contemplar estos tres puntos esenciales, desde el diseño del plan de comunicación interna hasta la formación del equipo y el liderazgo con equipos de dirección y prevención. Porque no es sólo regresar sino empezar a trabajar de otra forma. Un nuevo modelo que permanezca y que se crea desde el propósito y la estrategia, no desde el miedo y la respuesta a corto.